Yahoo Search Búsqueda en la Web

  1. Cerca de 34 resultados de búsqueda
  1. Los códices han sido nombrados tomando como referencia la ciudad en la que se localizan: el Códice de Dresde, tal vez el más importante y el más estudiado; el de Madrid; el de París y el Códice Maya de México, localizado este último en la sierra de Chiapas, México, que solo recientemente ha sido reconocido por algunos expertos como ...

  2. Los mayas utilizaban un sistema de numeración vigesimal (de base 20) de raíz mixta, similar al de otras civilizaciones mesoamericanas. [1] El sistema numérico de rayas y puntos, que formaba la base de la numeración maya, estaba en uso en Mesoamérica desde c. 1000 a. C.; [2] los mayas lo adoptaron por el Preclásico Tardío, y añadieron el símbolo para el cero.

  3. El códice de Dresde es probablemente el códice más antiguo que ha sobrevivido, probablemente escrito en los siglos XIII o XIV. Este códice contiene 78 páginas escritas con todo tipo de jeroglíficos mayas y datos astronómicos, especialmente referentes a Venus y a la Luna.

  4. El texto inferior derecho de la página 30 del códice de Dresde, compuesto por cuatro jeroglíficos, empieza con un verbo seguido del sujeto de este verbo y dos complementos locativos. Esta estructura corresponde con toda exactitud a la sucesión de las partes de la oración en los textos narrativos de la lengua maya yucateca.

  5. En sus monumentos dejó una serie de inscripciones que hasta hoy no han sido resueltos. Lamentablemente, muchos documentos mayas fueron destruidos y llegaron hasta nosotros sólo tres libros: el Códice de Dresde, el Códice de Madrid y el Códice de París. Los libros mayas eran confeccionados en una sola hoja que era plegada como un acordeón.

  6. Foundation for Advancement of Mesoamerican Studies provides research funds and Pre-Columbian educational resources: Images; Grantee Reports; and Mesoamerican Bibliography.

  7. Códice Telleriano-Remensis, f. 34v. Reprografía: Gerardo Montiel Klint / Raíces La caída de hielo o granizo fue registrada en Mesoamérica; su deidad era Tezcatlipoca en su advocación de señor de los pedernales, del frío, del hielo, de la helada, del castigo justiciero, del pecado y la miseria.