Yahoo Search Búsqueda en la Web

  1. Cerca de 5.210.000 resultados de búsqueda

  1. 2 de jun. de 2020 · La poderosa hija (y mano derecha) de Felipe II que pudo haber reinado en España Gracias al conocimiento de los asuntos políticos adquirido de su padre, Isabel Clara Eugenia trabajó mano...

    • Madrid
  2. Isabel Clara Eugenia de Austria (Valsaín, 12 de agosto de 1566-Bruselas, 1 de diciembre de 1633) fue infanta de España, hija del rey Felipe II de España y de su tercera esposa, Isabel de Valois —hija del rey Enrique II de Francia y de Catalina de Médicis—, soberana de los Países Bajos [Nota 1] (1598-1621) y gobernadora de los Países Bajos (1621-1633).

  3. Con la anexión de Portugal en 1584 y con la situación bastante controlada de los Países Bajos, Felipe II se percató de que los territorios bajo soberanía de Saboya, eran una perfecta vía de comunicación entre los territorios hispánicos del norte de Europa y los del sur. Por su parte, Carlos Manuel de Saboya vio en España el aliado ideal para sus aspiraciones expansionistas.

  4. Infanta española, soberana de los Países Bajos (1598- 1621) y gobernadora de los Países Bajos (1621- 1633). Hija de Felipe II y de su tercera esposa, Isabel de Valois, fue la predilecta de su padre y gozó, según el embajador veneciano en Madrid, Matteo Zane, del “amor y la benevolencia entera de toda España” por su ánimo piadoso y religioso, por su virtud y su prudencia, cualidades que, en opinión del diplomático, la hacían merecedora de reinar.

  5. Isabel Clara Eugenia fue la primera hija del matrimonio de Felipe II con Isabel de Valois. Nació en el Palacio de Valsaín en agosto de 1566, la pareja tuvo otro hija, Catalina Micaela, nacida al año siguiente. Ambas hermanas se quedaron huérfanas de madre cuando, en 1568, falleció al dar a luz a su tercer hijo.

  6. Felipe II de España, llamado «el Prudente» (Valladolid, 21 de mayo de 1527-San Lorenzo de El Escorial, 13 de septiembre de 1598), fue rey de España [i] desde el 15 de enero de 1556 hasta su muerte; de Nápoles y Sicilia desde 1554; y de Portugal y los Algarbes —como Felipe I— desde 1580, logrando una unión dinástica que duró sesenta años.