Yahoo Search Búsqueda en la Web

  1. Cerca de 42 resultados de búsqueda

  1. Polonia, con 38.544.513 habitantes, tiene la octava mayor población de Europa y es el quinto país con más habitantes de la Unión Europea. Tiene una densidad poblacional de 122 habitantes por kilómetro cuadrado (328 por milla cuadrada). Polonia contenía históricamente muchas lenguas, culturas y religiones en su suelo.

  2. Polonia sufrió la peor derrota de su historia el 26 de abril de 1948 por 0-8 ante Dinamarca. Polonia posteriormente borró ese recuerdo, ya que registró su segunda mayor victoria en Szczecin cuando vencieron a Noruega 9-0 el 4 de septiembre de 1963. El partido marcó el debut de Włodzimierz Lubanski, quien anotó uno de los goles del partido.

  3. Cuando Polonia recobró su independencia, poco antes de la segunda guerra mundial, en el país habitaban algo más de tres millones de judíos, que formaban una de las comunidades más importantes del mundo. Aproximadamente el 90% de los judíos polacos fueron asesinados por los nazis durante el Holocausto.

  4. La invasión alemana de Polonia fue una acción militar de la Alemania nazi encaminada a anexionarse el territorio polaco. La operación técnica, conocida como « Caso Blanco » (en alemán, Fall Weiss ), se inició el 1 de septiembre de 1939 y las últimas unidades del ejército polaco se rindieron el 6 de octubre de ese mismo año.

  5. Esta transferencia de poder significó el establecimiento del primer estado polaco independiente en más de doce décadas denominado Regencia de Polonia o Reino de Polonia. La Segunda República polaca dejó de existir tras el inicio de la Segunda Guerra Mundial el 1 de septiembre de 1939, cuando Alemania invadió Polonia.

  6. La Ocupación de Polonia 1939-1945 se trata de los eventos ocurridos tras el asalto de las tropas nazis al territorio de la recientemente refundada República de Polonia, y a su reparto con la Unión Soviética en 1939; ocurrido tras la firma del tratado de no agresión entre la Alemania nazi y la URSS

  7. En 1820 Stanisław Staszic promovió un movimiento para convertir lo que había sido hasta entonces un pequeño poblado en un moderno centro industrial. La llegada constante de trabajadores, hombres de negocios y artesanos desde todas partes de Europa hizo que Lodz se convirtiera en el principal centro de producción textil de todo el Imperio ruso.